Paúl Miguel Ortega González Ingeniero de Sistemas Paúl Miguel Ortega González home page:
Autor |_ - Blog Banner

inspirational

graffiti

Leer Más
Paúl Miguel Ortega González - El graffiti, las pinturas y los murales - El-Graffiti.jpg

El graffiti, las pinturas y los murales

Publicado por: Paúl Miguel Ortega González, en Jul 27, 2021

  Graffiti es un término tomado del latín graphiti. Se utiliza la acepción latina “graffiti” para referirse al movimiento cultural y artístico así como también a las propias pintadas (piezas).
En el lenguaje corriente, esta palabra generalmente es usada para referir a cualquier cosa hecha con un spray, pintada en una pared. Se dice que una raya es un graffiti, o frases escritas en los muros, o que una pintada política es un graffiti, o que también lo son los stencils, etc.

  El graffiti, las pinturas murales, existen desde la prehistoria pero es hacia finales de los 60 que el fenómeno del Writing comienza a desarrollarse en Nueva York.
Posteriormente, el graffiti pasa a asociarse con el Hip Hop. El graffiti es la principal expresión del Hip-Hop en las artes plásticas, es uno de los 4 elementos de la cultura Hip-Hop.

  La mayoría de la gente piensa que el graffiti es un acto vandálico propio de jóvenes que desean llamar la atención "estropeando la estética de propiedades ajenas" pero aunque en muchos casos sea así, en otros casos es una forma de expresar sensaciones y sentimientos mediante el dibujo por lo que puede ser considerado un arte.

  Esta forma de expresión artística se remonta a los años 60, en Nueva York, Estados Unidos, y uno de los primeros artistas de grafiti firmaba TAKI 183 y fue entrevistado por el New York Times en 1971. Su nombre verdadero era Demetrius y era un joven griego que trabajaba como mensajero en Nueva York. Pintaba su firma en todos los sitios donde entregaba documentos y paquetes.

  Se hizo famoso cuando un considerable número de jóvenes comenzaron a imitarle grabando sus firmas en las paredes y en otros lugares como por ejemplo: trenes, edificios abandonados y construcciones, para dejarlas a vista pública. También fue sobre esta fecha cuando algunos de estos jóvenes mejoraron estas firmas haciendo dibujos y letras que se pueden considerar auténticas obras de arte. No mucho tiempo después este arte se popularizó en España. Es aquí donde dividimos a los grafiteros vandálicos y a los artistas de la calle pero ¿debemos considerar a estos últimos como "gamberros" o simplemente artistas mal vistos por la sociedad?

0 comentarios

Agrega un comentario